Saltar al contenido
Guia de peces

Labrido rayado naranja y azul

Labrido rayado naranja azul

El Anampses feminus o  Labrido rayado naranja y azul es una especie muy cotizada de lábrido debido a su extraordinaria coloración, lo que supone que para un acuario le da un toque de color llamativo. Sin embargo es difícil de ver en el comercio especializado y cuando aparece su alto precio impide que aumente su popularidad entre los aficionados.

Se trata de un controlador biológico de plagas como la planaria, gusanos y nudibranquios. Está ligado al arrecife y puede ser mantenido en acuarios con invertebrados sésiles aunque pueden sufrir algún daño en el nado del animal buscando su alimento.

Características

Este colorido pez puede llegar a alcanzar los 20 cm en edad adulta y los machos incluso a los 24 cm de longitud. Su cuerpo está ligeramente comprimido lateralmente, tiene una boca en forma de pico para poder buscar ávidamente sus presas en las rocas y arena.

La principal función de este pez es la de limpiador, como en la mayoría de labridos además de poder coexistir con otros invertebrados sésiles.

Su pigmentación es bastante clara como en su propio nombre menciona, la parte desde elñ abdomen hasta el final de la cabeza es de color amarillento y anaranjado, la parte inferior es azul con tonos de azul más claro.

Tiene relación simbiótica con los corales, porque es una especie que se alimenta de planaria, gusanos y nudibranquios, reduciendo la contaminación por esos organismos en los corales sirviéndole como controlador biológico. Es amigable con otros peces, le gusta vivir en comunidad pero puede acechar a otras especies pequeñas de camarones y cangrejos.

Alimentación

Es carnívoro, acepta alimentos congelados como artemia y mysis, también preparados de almejas, gambas y mejillón, así como puede llegar a aceptar alimentos secos.

Reproducción

En cautiverio es difícil, en su hábitat natural se han relacionado con la reproducción tipo Ovíparos, por ende fertilización externa.

Mantenimiento en acuario

Suele ser muy energético, activo siempre en busca de alimento. Además se le debe proporcionar una cantidad importante de roca viva para que al pequeño pez le dé seguridad, deberemos dotar a nuestro acuario de una generosa cama de arena en la cual busca su alimento y puede llegar a enterrarse.

Necesita un buen espacio para nadar, así que si pensabas meterlo en un acuario con dimensiones pequeñas cambia de idea mejor uno mediano, lo perfecto sería un gran acuario pero eso no está al alcance de todos, prefiere sentirse acompañado con la presencia de muchos peces.